Bugaboo Nuevos colores de primavera      

Hablar de seguridad infantil me da muchísimo respeto. Mira que hablo de muchas cosas aquí a diario, que cuento cosas de todo tipo y que creo que soy una persona bastante informada en lo que se refiere al mundo infantil (para algo llevo diez años tratando a diario del tema e investigando). Pero la seguridad infantil trata de vidas: no me gusta hablar desde la ligereza. Si algo tengo claro es que a contramarcha siempre mejor.

Cuando tuve que elegir silla para mis hijas lo pensé muchísimo y me informé, como seguro que hicisteis muchos de vosotros. Y mis hijas no fueron a contramarcha. La mayor tiene 10 años y la pequeña va a hacer 7 y entonces no sabíamos lo que sabemos ahora. Me sentí super identificada con esto que escribió Vanesa de Una madre como tú. La realidad es que aunque yo me informé, aunque creí que estaba haciendo lo mejor en su día no fue así, y si tuviera que comprar una silla para ellas hoy sería a contramarcha siempre. Porque es lo más seguro sin duda.

a contramarcha mejor

Hace un tiempo tuve la ocasión de oír a la gran Cristina Barroso dando una charla sobre porqué había que ir a contramarcha siempre. Os animo a que leáis el fantástico resumen que hizo Mónica de Con peques en Zaragoza que también asistió ya que ahí se explica con pelos y señales la parte técnica, esa que siempre me cuesta a mí.

Justo en esa charla hablando con Cristina de Nenena, la tienda a la que mando a toda la gente de Zaragoza cuando se muestran preocupados por la contramarcha porque sé que seguro que les van a atender y explicar como a mí me gusta (equipazo el que tienen) decíamos que lo de la contramarcha es como cuando en Matrix le daban a Neo a elegir entre las dos pastillas. Si escoges la de la contramarcha jamás vas a querer volver a la otra. Todavía no conozco a nadie que convencido de que los niños van más seguros mirando atrás decidan pasarse a llevarlos mirando al frente, mientras que el camino inverso lo hemos hecho muchos.

encontre-el-sentido-de-la-vida

Algunas cuestiones

  • “Ya, pero toda la vida hemos ido hasta sin cinturón y no pasaba nada”. Y también se fumaba en todos los sitios, y se les daba alcohol a los niños, y … bueno, un montón de cosas que se hacían y ahora no se hacen porque no se deben hacer.
  • “Exagerados” Bueno, la tasa de accidentes hace unas décadas  era muchísimo mayor que ahora.  La tasa de supervivencia era menor y el de lesiones gravísimas mucho más alto. Yo no sé vosotros, pero a mí me da igual todo, si tengo un accidente espero que mis hijas sobrevivan y que además lo hagan sin daños. Si eso supone que me llamen exagerada, pues que me lo llamen.
  • “Pero están homologados”. Homologados no quiere decir seguros, y os animo a que leáis esto que escribí hace un tiempo sobre ello.
  • “No les caben las piernas”. Primero, sí que les caben, dobladas o a lo indio, que es como se sientan los niños. Como no van cómodos es con las piernas colgando. Mi madre (que es bajita) siempre dice que necesita asientos con los que le lleguen las piernas al suelo, que si no está fatal. Si va mirando al frente las piernas le cuelgan, así que ya me diréis lo comodísimo que es.
  • “No ven nada” ¿cómo que no? Toda la parte de detrás, a través de la luna trasera

A contramarcha siempre. Bibliografía

Os quiero dejar una serie de posts interesantísimos para que quienes tenéis interés en el tema podáis seguir leyendo.

Lugares en internet de referencia sobre la contramarcha.

Fotos: Nordic Baby

10 Comentarios

  1. Insaciables e incansables de la información! seguimos empujando como desde hace años! gracias por la mención!
    #yoviajoseguro
    #acontramarcha
    #niunpequemasenpeligro

  2. Si, sí por seguridad está genial, pero si son de propensos a marearse… Yo iba a contramarcha por disposición de los asientos de mi coche para poder atender a mis hijos y ya siendo mayor lo he pasado fatal… No quiero ni pensar cómo se hubieran mareado así, si mirando al frente ya se marean… El mío mayor lo pasa fatal y como no quiere tomarse ningún jarabe que sabe asqueroso y lo nota camuflado en cualquier líquido que se lo pongas, pues no hay manera, y las muñequeras esas tampoco le han funcionado. Ni llevando pelicula puesta ni nada. Supongo que los niños sin más remedio se acabarán acostumbrando… Yo no me acostumbré nunca y al final tuvimos que comprar una bancada seguida de 3 asientos en el monovolumen para poder ir sentada con mis dos hijos mirando al frente…

    • En realidad que los adultos nos mareemos es relativamente normal… los niños se marean mucho menos que nosotros. La cinetosis de todas maneras, puede suceder o no puede suceder, hay niños que la padecen y otros que no. Pero no tiene que ver con ir mirando al frente o hacia atrás. De hecho ponerles dibujos animados y demás no sólo no les ayuda sino que puede marearles más. Es lo primero que recomiendan.
      En todo caso, yo prefiero que se mareen si es lo suyo y que si nos chocamos sobrevivan sin daños.

      • Ya eso esta claro. Pero las tuyas por edad ya no tienen que ir no? Los mios tampoco. Menos mal. Yo no se si tendrá que ver o no pero mucha gente evita sentarse a contramarcha en los buses (de hecho ya no hay asientos así en los urbanos) en los trenes… Por algo sera. No estamos acostumbrados o nuestro cuerpo no lo lleva bien. Que es mas seguro para los niños no lo dudo, pero menos mal que es solo hasta cierta edad porque reconozcamoslo, a nadie le mola ir mirando “al revés”. No cuestiono el sistema pero esto es así.

  3. […] lo contaron) 21 de septiembre: Únete a la difusión de la contramarcha #yoviajeseguro (Madresfera) A contramarcha, siempre mejor (Mamis y bebés) Cómo elegir la silla para el coche para mis hijos (Una madre como tú) Sillas de […]

Dejar respuesta

Por favor, deja tu comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí