jueves, octubre 17, 2019
Bebés Puericultura Collares de lactancia ¿Para qué sirven?

Collares de lactancia ¿Para qué sirven?

Cuando yo tuve a mis hijas una de las primeras cosas de las que me percaté fue que llevar joyería cuando tienes un bebé no es una buena idea. Pendientes no suelo llevar (y si los llevo son pequeñitos) pero sí que me gustan los collares grandotes. El problema es que me gustaban a mí… y a mis hijas, que se colgaban de ellos cada dos por tres. Así que dejé de usarlos porque tenía intenciones de seguir con mi integridad física y estas cosas. Ahora hay collares de lactancia pero ¿qué son y para qué sirven?

Collares de lactancia

Lo primero, para hacer bonito. Son joyería, así que son collares o pulseras normales y corrientes. De hecho yo hace mucho que no doy lactancia y este que veis aquí arriba es mi collar. A mí me gusta mucho porque es bonito y decorativo. Me gusta llevarlo si combina con la ropa como un collar más de los que tengo. Quedan originales y diferentes así que básicamente me lo pongo por gusto.

collares de lactancia joyería jellystone
La joyería de Jellystone la podéis encontrar en Tutete y en Nordic Baby

La diferencia es que estos collares están hechos generalmente de silicona médica con lo que se lo pueden llevar a la boca los niños (o tú, porque yo no puedo evitar morderlos… así de básica soy). Los collares de lactancia ayudan a los peques que están con las molestias propias de la dentición porque se los pueden meter en la boca sin problemas y chuperretearlos. Si están muy rabiosos hasta podríais meterlo un poco en la nevera o el congelador para que les supiera fresquito. Bueno, en verano, en invierno no creo que os haga mucha ilusión esto de llevar ahí algo helado colgado del cuello.

Collares de lactancia mamibb
La joyería de Mamibb la podéis encontrar en Tutete, Teo y Leo y en Nordic Baby

Por otro lado también resultan útiles cuando los niños están en el pecho. Si habéis dado lactancia materna sabréis que los niños tienen la costumbre de juguetear cuando están mamando. Si lleváis un collar normal, lo normal será que se os cuelguen, que os estiren. Es frecuente que os den manotazos y también esa odiosa costumbre que tienen de tocar el pezón contrario. Biológicamente tiene su sentido: al hacer ese movimiento conocido como sintonización (porque parece que están tocando el botón sintonizador de la radio, imagino) lo que hacen es estimular para que salga más leche por la teta por la que están mamando. Para ellos es muy práctico… pero las mujeres generalmente lo llevamos fatal porque es un poco desagradable en ocasiones.

Foto: Nordic Baby
Foto: Nordic Baby. Los tenéis disponibles en la tienda online aquí

El otro día estuve con mi amiga Noemí en Teo y Leo y me dijo que las madres cuentan que, sintiéndolo mucho, la sintonización no la evitan, pero que para todo lo demás en general la gente está contenta.

Además de los collares de lactancia de silicona médica tenéis otros de madera forrados con crochet. Son igualmente seguros, no se astillan, no tenemos problemas de desprendimiento de piezas y son decorativos, aunque a mí por mi gusto personal me convencen más los de silicona. Pero esto es una cuestión de gusto puro y duro.

¿Habéis utilizado collares de lactancia? ¿Cuál es vuestra experiencia?

Más información:

Walewskahttp://www.mamisybebes.com
Madre de dos niñas. Gafapastas. Cuqui de barrio. Me gusta tomarme la vida con humor. Cuando tengo un rato libre me abro un blog. Escribí Relaxing Mum of café con leche. Me gusta andar descalza, creo que los postres sin chocolate no son postres y soy compulsiva en todo lo que hago.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Recibe las entradas por email:

48,931FansMe gusta
14,131SeguidoresSeguir
7,304SeguidoresSeguir