domingo, diciembre 8, 2019
Niños Moda infantil Pon un tutú en tu vida

Pon un tutú en tu vida

Sí, lo sé. A veces tengo que comerme mis palabras. Hace un tiempo (debe ser mucho porque no he conseguido encontrar la entrada concreta para hacer escarnio de mí misma) dije que lo de llevar a las niñas con tutús me parecía de horteras de bolera. No sé exactamente cuáles fueron las palabras, pero básicamente ese era el espíritu. Tampoco recuerdo si hice mucha sangre, aunque creo que no, porque ya sabéis que suelo ser muy moderada.

No sé si me he lavado el cerebro además del pelo yo solita, pero el caso es que, tiempo más tarde, me confieso fan de los tutús. Les he pillado el punto y la verdad es que no sólo tengo varios sino que probablemente sean las faldas que más les pongo.


Como muestra dos botones: Aquí podéis ver a Aldara con dos looks muy diferentes con la misma falda tutú. El primero es el que elegimos para el christmas de este año (la foto corresponde a la sesión que hicimos con Silver Moon) y tiene un aspecto más romántico. Ella va toda de blanco, con un jersey de cuello alto, leotardos, el tutú y el abrigo en crudo. Lo único que rompe es el chalequito, que es rojo fresa, de punto con un lazo de raso, y las botas altas en marrón. Para ir arreglada, muy mona, de invierno pero con un toque casual.

Este otro look es muchísimo más desenfadado. En realidad, podía habérselo puesto perfectamente sin el tutú pero creo que le queda más mono de este modo. Lleva una camiseta estampada de Compagnie des Petits, unos leggins básicos y las mismas botas de antes. Si no llevara el tutú sería un look muy normalito, cómodo, sin más. Pero el tutú le da toda la gracia.

Los tutús los encontré el año pasado en HM sin ningún problema y no eran caros para nada. No recuerdo el precio, pero los había en un montón de colores. Nosotras tenemos en rosa, rojo y blanco, aunque es el último el que más utilizamos con diferencia.

Y es que a mí quizás lo que me repelía era la imagen de niñas disfrazadas de bailarinas ¡me parecía muy hortera la cosa! Pero si le damos una vuelta de tuerca podemos hacer que quede una cosa desenfadada con un punto extravagante.

Mirad por ejemplo este tutú tan gracioso de Make it and Love it. No queda cursi para nada y hasta nos enseña como hacerlo.

En Punk n Pie couture hacen también algunas propuestas, algunas un poco excesivas para mí, pero en todo caso ¡por lo menos no son la ñoñería padre!

En fin que los tutús no tienen porqué ser pastelosos siempre. Depende del estilo que les queramos dar y de lo excesivos que queremos que sean. Eso sí ¡discretos no van a ser!

Y por supuesto si os gustan los tutús la tienda que no podéis obviar es Tutu Du Monde que tiene una portada tan sugerente como esta.

Walewskahttp://www.mamisybebes.com
Madre de dos niñas. Gafapastas. Cuqui de barrio. Me gusta tomarme la vida con humor. Cuando tengo un rato libre me abro un blog. Escribí Relaxing Mum of café con leche. Me gusta andar descalza, creo que los postres sin chocolate no son postres y soy compulsiva en todo lo que hago.

7 COMENTARIOS

    • A que sí? Yo me he aficionado y Aldara también, es la única falda que se pone. Mencía es que sí que es de faldas, le gustan más que los vestidos de hecho.

    • Ya te digo.. se sienten bailarinas, preciosas y etéreas. Hasta la pequeña que es más bruta que un arado se vuelve loca jajaja

  1. Y además son atemporales: seis años se pasó Carrie Bradshaw luciendo uno en la cabecera de Sexo en Nueva York y siempre parecía ir a la última.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

dieciocho − dieciocho =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Recibe las entradas por email:

49,138FansMe gusta
14,920SeguidoresSeguir
7,303SeguidoresSeguir