Bugaboo Cameleon plus      

La marca española Casualplay fabrica una serie de artículos de puericultura pesada de lo más interesante. Me gustan mucho sus cochecitos de bebé porque son resistentes, dan buen resultado y es una marca que para mi gusto tiene una buena relación calidad precio. Uno de sus superventas es el carrito de bebé Casualplay Kudu, en sus versiones Kudu (con tres ruedas) y Kudu 4 (con cuatro).

Casualplay kudu

Las diferentes variantes de la gama Kudu son:

  • Kudu White, con el chasis en blanco y tres ruedas (la de delante es doble)
  • Kudu Black, con el chasis negro y tres ruedas (la de delante es doble)
  • Kudu 4 Aluminium, con el chasis de aluminio y cuatro ruedas
  • Kudu 4 Black, con chasis negro y cuatro ruedas

Kudu 3 y 4

Kudu en su versión 3 ruedas es quizás más adecuado para quienes buscan una estética más deportiva mientras que Kudu 4 es más convencional. Conducir un carrito de 3 ruedas (o dos pareadas en el frente, que es lo que realmente tiene Kudu) es un poco diferente que un carrito con cuatro. Si os decidís por un carrito así, aseguraos de que os resulta cómodo. Yo personalmente prefiero las 4 ruedas porque me parece más estable y para un uso en ciudad es más cómodo, pero esto va por gustos.

Casual play Kudu Metropol

Para utilizarlo desde el nacimiento cuenta con un montón de opciones para conseguir adaptarse a lo que más os interesa como familia. En su versión duo, además de la silla podemos acoplarle el portabebés Sonno, que actúa como lo que se conoce como matrix. Puede tumbarse totalmente, y así el bebé pasea en algo lo más parecido a un capazo pero cuando llega el momento de viajar en el automóvil se incorpora para adaptar la forma de un portabebés convencional. De esta forma aprovechamos los puntos fuertes de ambos, portabebés y capazo. Me sigue gustando más la opción de colocar un capazo normal en el cochecito y un portabebés específico en el automóvil y no moverlo, pero si vamos a pasear con el portabebés en el carrito, mejor así.

Casualplay Kudu +Sono

Como trío, podemos optar por un grupo cero y varias opciones de capazo: Metropol, (capazo ligero), Newmoon (homologado para el automóvil) o Tulip (capazo-saco blandito que se coloca sobre la silla). Yo me quedaría con Tulip porque me gustan esos sacos-capazo o en todo caso con Metropol, puesto que no me gustan los capazos homologados.

Casualplay Kudu plegado

Cosas que me gustan: tiene un plegado bastante compacto, aunque pliega sin silla puesta. Es un plegado tipo libro.

Me gustan sus ruedas, de goma eva con neumáticos (antipinchazos). Me gusta que la silla sea reversible y que recline en cuatro posiciones hasta posición horizontal.

Y ADORO las cestas XXL de Casualplay. Me parecen útiles hasta decir basta.

Yo no he tenido un Casualplay, pero sí una buena amiga. Y siempre admiré lo bien que se conducía, su capacidad de almacenamiento y lo cómodo que resultaba. Le veía algunas pegas (no era este modelo), pero es una marca que reconozco que tiene mi simpatía y que me parece que, sin realizar los carritos estéticamente más alucinantes, hace unos productos de una calidad magnífica que al final es de lo que se trata y sin subirse a la parra tanto como otras.

Especificaciones

  • Número de ruedas: 3 o 4
  • Manillar: corrido
  • Peso del chasis: 7,2 kg
  • Peso con la silla: 9,7 kg
  • Anchura: 60 cm
  • Altura: 104 cm
  • Longitud: 90 cm
  • Dimensiones plegada: 36 x 67 x 60 cm
  • Página oficial
  • Más carritos de bebés

 

Artículo anteriorInglesina Otutto Deluxe
Artículo siguienteBe Cool Slide
Madre de dos niñas. Gafapastas. Cuqui de barrio. Me gusta tomarme la vida con humor. Cuando tengo un rato libre me abro un blog. Escribí Relaxing Mum of café con leche. Me gusta andar descalza, creo que los postres sin chocolate no son postres y soy compulsiva en todo lo que hago.

Dejar respuesta

Por favor, deja tu comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.